Del 30 de agosto al 2 de septiembre

El territorio mexicano está plagado de lugares tristemente célebres donde las desapariciones forzadas han sido algo corriente desde el inicio de la guerra que desde principios de la década pasada ha precipitado al país en un océano de violencia y degradación. En este contexto, miles de familias mutiladas, rotas frente a al más desolador de los silencios, buscan a sus seres queridos en el mapa confuso de territorios sin fronteras demasiado claras, y de instituciones gubernamentales y grupos criminales cuyas divisiones se desdibujan hasta perderse. 

Como alternativa para muchos sólo parece quedar una cierta forma de organización: la conformación de grupos de personas que muchas veces sólo aglutinadas por el dolor más próximo y la esperanza más lejana, intentan rastrear a sus hijos, esposos y amigos acompañados por una pala, una cámara o una libreta. 

Ellas, ellos, las víctimas de ese complejo conglomerado que da forma al más monstruoso México, son los protagonistas de este ciclo, presentado en conjunto con la Secretaría de Gobernación en conmemoración del Día Internacional de las Víctimas de Desapariciones Forzadas, establecido el 30 de agosto de cada año por la Asamblea General de las Naciones Unidas.

Funciones gratuitas en Cineteca Nacional